Deportología, Destacados, Entrenamiento, Especiales, Natación

[INFORME] Cómo estar seguros en el agua

La asfixia por inmersión, (ahogamiento) cobra miles de vidas año a año y en la mayoría de los casos son niños. El principal motivo del accidente es la negligencia y el desconocimiento. Según la Organización Mundial de la Salud 350 mil personas mueren al año como consecuencia de este trauma.

Un ahogado cada 90 segundos. En nuestro país es la principal causa de muerte en niños de 1 a 5 años. La mayoría de las muertes son evitables. En el 95% de los casos de ahogamiento de un niño hay un adulto responsable. Muchos piensan que uno puede ahogarse en una profundidad de agua considerable, pero bastan tan solo unos centímetros de agua para que un niño sufra este proceso de asfixia.

En estratos socioeconómicos elevados, la piscina suele ser el lugar más frecuente de accidentes, mientras que en sectores populares, las acequias, canales o canteras son las responsables de la mayoría de los casos. Para entender más este flagelo hay que destacar que el 80% de los niños han sufrido los accidentes mientras se encontraban jugando. Un 50% de los accidentes ocurre en el hogar propio, más del 60% de los accidentados entre uno y cinco años son varones, sólo un 10% de la población infantil accidentada no sufre daños severos y el 60% de los niños que sufre un accidente de asfixia por inmersión muere, mientras que el 40% queda con daños neurológicos severos. Es por eso que la Academia Americana de Pediatría considera conveniente el vallado de la pileta.

Entre los adolescentes entre 15 y 24 años las asfixias por inmersión ocurren mientras nadan o navegan en botes o lanchas, y a veces están ligados al consumo excesivo de alcohol. Si el accidente ocurre después de una caída o zambullida debe sospecharse una lesión en la médula espinal.

Las muertes son evitables

Si se instrumentan las medidas de precaución necesarias para el caso las muertes por ahogamiento se pueden evitar. En la mayoría de los casos hay negligencia, generada principalmente por desconocimiento.

Si la gente supiera los peligros latentes que tiene el medio acuático se cuidaría de ellos, pero la realidad es que se han instrumentado en nuestro país muchas campañas preventivas y educativas para prevenir distintas enfermedades y traumas, pero a la fecha ninguna para prevenir que la gente muera ahogada, sobre todo en la época donde se moviliza en forma masiva a lugares donde hay agua.

“El bañista desconoce los cuidados que tiene que tener. No sabe los peligros a los que se expone cuando esta cerca de un espejo de agua. El número de natatorios se incremento en los últimos años y la gente concurre más a las piletas. Pero eso es contraproducente. Creen que por tener conocimientos básicos de natación ya se pueden bañar con tranquilidad. Creen que saben nadar y les da confianza”, afirma Norberto Capoluto, un experimentado guardavidas de Villa Gesell.

Cuando ocurre la inmersión, a un período de apnea, (detención de la respiración), voluntario le sigue una inspiración involuntaria que se convierte en aspiración de agua, la cual puede estar contaminada con bacterias u otras partículas. Aproximadamente un 15% de las víctimas que fallecen por ahogamiento no aspiran agua, ya que un espasmo intenso e inmediato de la laringe impide esa aspiración, ocurriendo la muerte a causa de la asfixia.

Las víctimas que sí han aspirado agua, durante la inmersión, pueden padecer diversas lesiones pulmonares inmediatas, obstrucción de la vía aérea secundaria a partículas extrañas y un buen número de complicaciones tardías resultantes del ingreso de bacterias al interior del pulmón. Cuando estas alteraciones son significativas producen disminución de la cantidad de oxígeno en la sangre, que en un 20% de las víctimas es causa de una profunda lesión neurológica, a pesar de una reanimación adecuada.

Es fundamental que el cuerpo de guardavidas cuente con la mayor cantidad de elementos para realizar un rescate o una reanimación

Es fundamental que el cuerpo de guardavidas cuente con la mayor cantidad de elementos para realizar un rescate o una reanimación. “En los últimos años se ha mejorado el equipamiento para trabajar. Y se desarrollaron nuevos elementos de seguridad. Antes se dependía del salvavida y del malacate para entrar al agua. Hoy contamos con gomones semirrigidos, motos de agua, tablas de rescate. Además de comunicación entre puestos y apoyo desde tierra con cuatriciclos”, relata Pablo, de Mar de las Pampas, que tiene más de 20 años de experiencia en la profesión. Sin embargo, muchos guardavidas apenas cuentan con un salvavida (elemento), y sin ningún tipo de apoyo. Y ni hablar de elementos de primeros auxilios, sombrillas o un mangrullo.

Funciones del guardavida

La principal regla que se enseña a los aspirantes en las distintas escuelas es que “El mejor guardavidas es aquel que más salvatajes previene”. Para lograr esto tiene que impedir que se junten las dos condiciones necesarias para el mismo: Sectores peligrosos y víctimas potenciales.

La principal señalización es a través de las banderas, que indican el estado del mar. La bandera roja indica prohibición de baño por ausencia de guardavidas. Se suele colocar cuando hay horarios de descanso y por lo tanto interrupción en el horario de vigilancia, incluyendo en este periodo las “guardias pasivas”, también se utiliza cuando el guardavidas debe abandonar el puesto para atender a un accidentado.

Otro uso para esta bandera es cuando las condiciones del mar se presentan altamente peligrosas, en los casos de marejadas muy fuertes o tormentas eléctricas.

“La causas más comunes de los salvatajes se dan por negligencia de los bañistas. Y el horario más frecuente es cuando estamos en guardias pasivas, entre las 13 y las 15 horas. Esto se debe a que los balnearios privados le dan descanso a sus empleados y el cuerpo de seguridad es menor. Siempre se trata de consientizar a los veraneantes para tener la menor cantidad de salvatajes”, aclara Daniel Gomez, que trabaja en las costas de Mar del Tuyu, durante la temporada.

El equipo de Guardavidas de Villa Gesell cuenta con motos de apoyo, pero muchos cuerpos de guardavidas, apenas tienen el equipo básico de rescate.

Por su parte Eduardo Dotto, un ex guardavida de Valeria del Mar, sostiene que en sus playas la mayor cantidad de rescates se realizaron entre bañistas residentes de la zona. “En todo el Partido de la Costa tenesmo una sola pileta climatizada, y esta en Villa Gesell. La gente solo tiene el mar para aprender a nadar y lo hace durante la temporada”

La otra tarea fundamental del guardavida es el rescate, que consiste en poner a salvo a toda persona que se encuentre en peligro en el agua, sin posibilidad de volver a la orilla por sus propios medios. Una vez que la persona rescatada esta en playa, el salvamento puede finalizar o bien recién comenzar. En caso que esta victima esta con Paro Cardiorespiratorio, generado como consecuencia del proceso de asfixia por inmersión. Hay que destacar que no hay ninguna diferencia en cuanto al proceso de la asfixia, ya sea en agua dulce o salada. El tratamiento es exactamente el mismo y los tiempos en que se produce la muerte también. El guardavidas esta especialmente entrenado para suministrar las maniobras básicas de reanimación Cardiopulmonar mientras la ambulancia de cuidados intensivos esta en camino. Este primer auxilio es vital para aumentar la posibilidad de sobrevidas del paciente. Si el guardavidas no realiza ese trabajo, la posibilidad de sobrevida será mínima.

Si se nada en laguna o ríos también hay que tomar precauciones. Las diferencias están con el mar son las características del lugar. En los ríos puede o no haber corrientes, pero un de los principales factores de accidentes es el incremento repentino de la profundidad y los objetos en el fondo del agua. Pero en definitiva las acciones de prevención son similares que en otros espejos de agua. Lo mejor: siempre hay que nadar en las zonas delimitadas y cerca de la presencia de un profesional.

En la piscina los riesgos no son menores. Los accidentes pueden estar dentro o fuera del agua. Es importante seguir las indicaciones del guardavidas, conocer las características de la piscina, profundidades, zona de ingreso y egreso. También es fundamental saber con que sistemas de seguridad cuenta el natatorio y cantidad de personal a cargo que hay.

Sea cual fuere el lugar que elegiste para disfrutar del agua, siempre toma las precauciones. Por más que te creas con experiencia, escuchar la palabra de un profesional nos dará un mayor conocimiento del lugar por donde estaremos nadando.

Consejos para disfrutar un día seguro en la playa

  • Hace uso de playas vigiladas por Guardavidas Profesionales
  • Siempre nada cerca o frente a una torre de Guardavidas.
  • Si tienes dudas sobre las condiciones de la marea o de la playa consulta con el Guardavidas.
  • Obedece siempre los carteles o avisos de áreas peligrosas.
  • Si vas a nadar, trata de hacerlo acompañado y con un elemento flotante, (salvavidas)
  • No nades cerca de los muelles o rocas.
  • Sé conciente de la dirección y fuerza de las corrientes marinas.
  • No te tires de clavado o de cabeza en aguas desconocidas o en olas pequeñas.
  • Los pozos debajo del agua son muy peligrosos para los niños pequeños y los que no saben nadar.
  • No sobreestimes tu capacidad física. NO  nades más de lo que puedes.
  • Evita los objetos flotantes  con viento desde la costa.
  • Si te ves en problemas, no tengas pánico, mantené la calma y nada paralelo a la playa.
  • No dudes en gritar y hacer señas para pedir  auxilio si lo necesitas, como asi también nunca finjas o hagas señas  si no estás en problemas.
  • NUNCA, dejes un niño solo en el agua, por más que haya 5 Guardavidas en función, Los niños deben ser siempre supervisados en el agua por un adulto a no más de 10 mts de ellos.
  • No uses pantalones largos o camisas para nadar.
  • Los Guardavidas son expertos en seguridad en el mar y en la playa. Respeta y sigue sus consejos.

Nota: Marcelo La Gattina | tw @mlagattina
Foto apertura: Fabricio Di Dio

  • Agradecimientos:
    Escuela de Guardavidas Cruz Roja filial Villa Gesell (128 y Mar). Escuela Guardavidas Epsa, www.epsa.org.ar, Fabián D´Eramo, Escuela de Guardavida Municipalidad de Moron.
Periodista deportivo especializado en natación, ciclismo, atletismo y triatlón. Fotógrafo y Productor de TV. @mlagattina
X

Send this to a friend