Carreras, Coberturas, Destacados, Noticias, Resultados, Triatlón

Concordia fue un carrerón

    • El contenido, primero en nuestro grupo de Facebook, ¿todavía no sos fan de TRIAMAX, hacelo ahora facebook.com/triamax

    Cambio de líderes, gran nivel de competidores, pelea en los principales puestos, calor, humedad y un público que alentó desde bien temprano lograron armar una carrera emocionante en Concordia.

    “Un buen zorro puede cazar a otro buen zorro”, bromeó Ezequiel Morales luego de conquistar un triunfazo. La carrera se definió en el kilómetro 15 de atletismo.

    Hasta ese momento Oscar Galíndez venía sosteniendo el liderazgo pero sin poder llevar  su mejor ritmo. “Lo de Ezequiel fue espectacular. Me pone muy contento que ganara aquí, donde es prácticamente local. Hacen falta triunfos así”, recalcó a TRIAMAX, Galíndez.

    “Apreté en la segunda vuelta de atletismo. Allí estaba la clave”, comentó Morales que empleó 3 horas 52 minutos 32 segundos para los 1,9 kilómetros de natación, 90 de ciclismo (fueron 87) y 21 de atletismo.

    Siempre expectante, Rodrigo Torres terminó tercero. Y ante el retraso de Galíndez, el platense agrandó sus posibilidades de llegar al segundo lugar. El esfuerzo no alcanzó, pero lo dejaron exhausto y con las últimas fuerzas alcanzó a cruzar la meta. Luego, tuvo que ser atendido por el servicio médico.

    “No tenía más. La gente me decía que Oscar estaba ahí nomás y di todo para alcanzarlo”, sostuvo Torres que repitió el resultado del año pasado.

    Firme en el cuarto lugar, completó la competencia el neuquino Mario de Elias. A pesar de quedar descolgado de los tres primeros, sus perseguidores lo obligaron a no relajarse. “Fui a fondo hasta el final. No me podía relajar. Fue una buena carrera para mi”, comentó a TRIAMAX.

    Mejor debut no pudo tener el capitalino Luciano Taccone. A pesar del intenso calor, pudo sostener el paso y llegar al último lugar del podio, luego de superar a Guillermo Nantes, al comienzo de los 21 kilómetros.

    Aguas agitadas
    A las 8 de la mañana, y con el sol saliendo en el horizonte, las aguas del Río Uruguay se revolvieron con las brazadas de unos 400 competidores. A pesar de que no se alcanzaron a completar los cupos, los mejores de cada una de las categorías estaban en camino a los 1,9 kilómetros.

    El cordobés Martín Beridían, ex nadador, no tardó en comandar las acciones y abrir una diferencia sobre el pelotón.

    Los “olímpicos” lo siguieron en el segundo lote. Federico Oliva, Rodrigo Torres y el local, Guillermo Vonzellhein formaron el primer grupo perseguidor.

    Atrás, la lista de favoritos continuaba con Oscar Galíndez, Luciano Taccone, Guillermo Nantes, Bruno Baldini y Ezequiel Morales. “Me motivó mucho salir pegado a Oscar del agua”, comentó luego el ganador. Los líderes estaban a un minuto y medio.

    Por su parte, Galíndez dijo que “la natación no fue de las mejores, pero tampoco fue mala. Me hubiese gustado mantenerme en el primer grupo”.

    Todo el aliento
    En los primeros kilómetros Torres pasó a comandar las acciones. El viento no molestaba pero ayudaba en el comienzo. La mañana era ideal.

    Empujado por su público, Vonzellhein se mantenía segundo a buen ritmo.

    Promediando la segunda, de las cuatro vueltas, Galíndez pasó a comandar las acciones. Mientras tanto Morales también escalaba junto a Mario de Elias, que había salido un poco más retrasado del agua.

    “Las primeras tres vueltas las hice a 44 de promedio. Era un ritmo fuerte para mi”, explicó Galíndez. “Pero comenzando la cuarta se me acalambró el aductor. Tuve que bajar el ritmo. Tal vez algunas modificaciones que hice en la bici fueron la consecuencia”, continuó el cordobés de 38 años.

    En el lote de atrás, Taccone y Nantes se disputaban el quinto lugar mientras que Beridian, debutante en la distancia, iba perdiendo posiciones.

    Los esfuerzos de los fiscales fueron insuficientes para evitar que en algunos tramos se formaran pelotones. Se tendrá que trabajar en este tema para el año próximo.

    Golpe de timón
    De Galíndez, Torres y Morales había una diferencia de 3:30 minutos al comenzar el atletismo. Entre ellos se definiría la carrera.

    En los primeros kilómetros Morales, salió a buscar y achicó a 2:15, pero hasta el kilómetro 10 se mantuvo.

    “El año pasado me bajé 5 minutos atrás. Ahora la diferencia era menor y sabía que en la segunda vuelta todo podía cambiar”, dijo Morales.

    Y así fue. El cordobés perdió el paso y Morales siguió como una maquinita. En el kilómetro 15 la punta cambió de mando por cuarta vez.

    Mientras tanto De Elias se aseguró el cuarto puesto y Vonzellhein hacía lo que podía en atletismo. El aliento de la gente lo empujaba para no caminar.

    Por su parte Torres vio la posibilidad de llegar hasta el segundo lugar y apretó el pasó. Pero no le alcanzó. El tercer puesto lo dejó más que conforme.

    El final fue pura emoción para Morales. Concordia lo abrazó como suyo y festejó como propio el triunfo.

    Sole omar sobrepasa a Nidia Kondratavicius para ir camino a la victoria.

    ESTA VEZ TODO FUE PARA OMAR
    Esta vez la presencia de Nidia Kondratavicius no garantizaba otro triunfo de la rosarina. Su participación en una prueba de larga distancia hace dos semanas traería secuelas.

    Pero Kondratavicius, hizo todo lo posible para que se notaran lo menos posible. Explotó al máximo su potencial en el agua, de donde fue la primera en salir e intentó sostenerse durante el ciclismo

    Pero el lote perseguidor estaba ahí nomás. Soledad Omar tenía el plus de ser local y todo el público la empujó en cada momento. Agazapada venía Ana Paula Aguirre, representante argentina en los últimos Juegos Odesur, que largó “para ver que pasa” y  se fue encontrando como protagonista sobresaliente.

    Y Mariana Casabuono, con un fuerte ciclismo también se logró meter en la disputa.

    Un final cerrado
    Cuando se bajaron a correr, de la primera a la cuarta, no había más de dos minutos. Luego del kilómetro ocho, Aguirre pasó a comandar las acciones. Kondratavicius ya no tenía resto.

    La santafesina se agarró con todo al liderazgo y soñó con debutar y ganar. Pero Omar puso todo su coraje y sobre el final, cuando la experiencia juega más que la resistencia, pudo subirse a lo más alto del podio.

    La gente deliraba, su atleta era la campeona y su hijo prodigio también. Un fin de semana ideal que difícilmente se olvide en el Concordia.

    Por Marcelo La Gattina

    Fotos: Fabricio Di Dio – Juan Pablo Gonzalez

    Periodista deportivo especializado en natación, ciclismo, atletismo y triatlón. Fotógrafo y Productor de TV. @mlagattina

    2 Comentarios

    Deja un comentario

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

    X

    Send this to a friend