Atletismo, Noticias

Corrió vestido de Darth Vader y entró al Guiness

 dardhbader

A muchos, correr los vuelve locos. El británico Jonathan Rice rompió todos los moldes. Corrió 1500 metros a 53 grados y disfrazado de Darth Vader para entrar en el libro Guiness de los records.

Correr disfrazado es muy común en las principales maratones del mundo. Y para el británico Jonathan Rice es uno de los que no se pierde ninguna carrera para demostrar su fanatismo a la Guerra de las Galaxias en cada una de las carreras que se presenta.

Hace algunos años este personaje de 42 años se propuso ir más allá y lograr la forma de unir su fanatismo por la saga de George Lucas y su pasión por correr. Así fue como encontró la forma de ingresar al libro Guiness de los records corriendo disfrazado del personaje de  Darth Vader en el Valle de la Muerte, California, uno de los lugares más calurosos del mundo.

El último fin de semana, enterado de la ola de calor que se venía en Estados Unidos, viajó especialmente a California para mejorar su propio record mundial de correr disfrazado 1500 metros. Cuando el termómetro alcanzó los 53 grados centígrados, se lanzó con su traje y zapatillas para completar el desafió en 6 minutos y 36 segundos.

“Cuando supe que este fin de semana habría temperaturas récord no me lo pensé”, dijo Rice, que adelantó su viaje a California este año para tratar de entrar en la lista del Libro Guinness de los Records.

“Es algo que siempre había estado en mi cabeza”, comentó el deportista, que contó con el apoyo de una persona disfrazada de Chewbacca, el peludo e icónico personaje de la saga “Star Wars”, que se encargó de conducir el vehículo de asistencia que le acompañó en el trayecto por si sufría algún percance.

Rice confía en que el jurado del Guinness certifique su logro, del que estaban al corriente los guardas del parque, cuya estación registró 55,5 grados centígrados, de sensación térmica.

“La idea de vestirme de Darth Vader era para hacerlo todo más difícil. Con el casco no se ve bien, el color negro absorbe el calor, pero lo más complicado es respirar, se inhala tu propio dióxido de carbono”, indicó Rice, que optó por fijar la distancia en una milla (1.500 metros) por precaución.

“Es lo máximo que puedo hacer al sprint y no quiero que vaya la gente allí y se mate tratando de imitarme. Una milla es algo que se puede sobrevivir”, explicó.

En su página web califica su desafío como de “absurdamente peligroso” y previene a cualquiera que quiera seguir sus pasos para que se lo piense dos veces.

 

 

Periodista deportivo especializado en natación, ciclismo, atletismo y triatlón. Fotógrafo y Productor de TV. @mlagattina

1 Comentario

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Send this to a friend