Deportología, Destacados, Entrenamiento

Mi primer triatlón

_DSC3116_b

Llega la temporada de calor y muchos quieren probar y desafiarse con un triatlón. Quienes provengan de otro de los deportes, natación, ciclismo o atletismo, la adaptación será más simple y los plazos para el debut, más cortos.

Para aquellos que nunca han practicado deporte y quieren comenzar de cero, el tiempo será mayor para pensar en el debut.

El primer paso, provengas de un deporte que integra el triatlón o no, es tomar contacto con un entrenador relacionado con la actividad. Él nos guiará en la forma de combinar el entrenamiento de los tres deportes, manejar las cargas y los descansos.

Quienes inician, el punto de partida, al igual que el triatlón, es la natación. Se deberán anotar en cualquier escuela y tomar clases que les permita perfeccionar su técnica y llegar a sostener un nado continuo por un periodo prolongado.

En estos mismos espacios conocerás gente vinculada con la actividad que te sabrá asesorar y resolver dudas que vayan surgiendo.

A pedalear

Para correr un triatlón no es necesario contar con la última bicicleta. Todas las pruebas de distancias cortas (750m de natación, 20k de ciclismo, 5k de atletismo) tienen categoría para mountain bike. Si es obligatorio usar casco de ciclismo.

En el primer contacto con una bicicleta es importante tomar noción de su funcionamiento. Cómo funcionan las marchas y el manejo en el transito o en un grupo de ciclistas.

Para quienes comienzan de cero, lo ideal es pedalear en circuitos cerrados, sin tránsito automotor y con la compañía de algún amigo. Frecuentar estos lugares e interactuar con otros ciclistas será el primer paso para enamorarte de la actividad.

Aquellos que están más familiarizados con el ciclismo, podrán focalizarse un poco más en las disciplinas en la que tienen menos experiencia con el objetivo de mejorar la técnica.

Provenir de una de las tres actividades ya les dará un condicionamiento físico básico para poder encarar los otros deportes con menor dificultad.

Terminar corriendo

Un par de zapatillas es el equipamiento mínimo necesario. A partir de allí solo hace falta correr. Para una prueba distancia short no es necesario un extenuante entrenamiento de atletismo.

Lo recomendable es llegar a tres jornadas semanales y poder combinarla alguna vez con el ciclismo.

La fatiga por la acumulación de actividad física continúa de los tres deportes se verá reflejada mayormente en el atletismo. De las tres actividades es la de mayor impacto, por tal motivo es clave poder administrar tanto las cargas de actividad como los descansos.

En una preparación general poder llegar a hacer entre cinco y nueve sesiones semanales de las tres disciplinas, nos permitirá llegar a la línea de largada de un triatlón.

Cuando se comienza con este deporte hay que tener en claro que nos demandará mayor tiempo respecto a lo que veníamos realizando cuando se practicaba una sola disciplina, pero el triatlón, sin duda, romperá con la monotonía que puede generar realizar un solo deporte.

Periodista deportivo especializado en natación, ciclismo, atletismo y triatlón. Fotógrafo y Productor de TV. @mlagattina

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

X

Send this to a friend