Destacados, Entrenamiento, Nutrición

[Nutrición] Escapale al atracón de las fiestas

Uno de los aspectos relacionados con la alimentación en las fiestas de fin de año es la densidad calórica de los alimentos. ¿De que se trata? La densidad calórica de los alimentos es la relación entre el volumen alimentario y el contenido en calorías.

Por ejemplo: las verduras tienen baja densidad dado que en grandes volúmenes no representan cantidades importantes de calorías en comparación con otras fuentes energéticas.

Las frutas desecadas o frutos secos tienen alta densidad calórica. Es decir, y teniendo en cuenta el concepto antes referido, a escaso volumen podemos encontrar una alta concentración calórica.

Nuestro organismo realiza un proceso al ingresar los nutrientes, que se divide en varios pasos, hasta ser asimilado por nuestras células.

1-ingestión
2-digestión
3-absorción
4-distribución.

Si no se cumplen esos pasos no existe una buena nutrición. Una persona puede ingerir cantidades suficientes de nutrientes pero, si falla alguno de los pasos, no llegará el nutriente a la célula y no se cumplirá debidamente con el proceso.

Durante las fiestas, nos tentamos con el “atracón” y nuestro aparato digestivo no alcanza a procesar todos los alimentos. Comer en cantidad excesiva retrasa el proceso digestivo. En la luz del intestino no se alcanzan a ingresar todos los alimentos. Necesitan de los transportadores para pasar al torrente sanguíneo y de allí distribuirse por todas las células.

Hay una capacidad máxima de absorción, esta la determina el transportador, que al ser superada por los nutrientes, quedan en el interior del intestino ocasionando severas consecuencias como distensión, retortijones, diarrea y perdida de electrolitos, entre otros sintomas.

Para prevenir estos síntomas

El proceso de alimentación durante las fiestas debe ser normal al de cualquier otro día. Evita prepararte para comer una “gran comida” en una fiesta.

Muchas personas tienden a ayunar o evitar comer durante el día, para luego comer de más. Esto es un gran error, porque al no comer te da más hambre durante el día y tiendes a excederte posteriormente. Esto potencia la posibilidad de una sobre alimentación y trastornos en el proceso digestivo de los alimentos. Trata de seguir tu rutina usual.

Evita restringirte de algún alimento particular. Estarás menos tentado a comer en exceso si te permitis comer de todo, pero en porciones normales. Ver a los demás comer algo que te provoca puede causarte más ansiedad y comer más de lo necesario.

El alcohol tiene muchas calorías, por eso su consumo debe ser moderado y en pequeños sorbos. Trata de no excederte tomando bebidas alcohólicas, lo cual es muy común durante ésta época. Siempre tener una copa de bebida sin alcohol e intercalar la ingesta.

Muchas veces se encuentra en el autoconvencimiento para darle vía libre al atracón “entrene todo el año para esto” o “mañana vuelvo a entrenar” etc. Que ese esfuerzo no sea una excusa sino el motivo para mantener la regularidad que han logrado.

Tratamiento

Si por el consumo de alimentos presentes en las mesas de fin de año surge un cuadro de intolerancia gastrointestinal tener en cuenta:

1-fiebre
2-vómitos reiterados
3-distensión importante
4-rigidez abdominal
5-trastornos motores
6-alteraciones del estado de conciencia como confusión, desorientación etc.

No hay que perder tiempo y llamar al facultativo. No hay que realizar ningún tipo de actividad física hasta estar totalmente compensado. La perdida de electrolitos (sodio, potacio, etc) desequilibra muchas funciones biológicas que pueden, en grado extremo, terminar en cuadros graves.

Entrenamiento

Muchos aprovechamos las fiestas para disfrutar de las calles vacías y hacer deporte en armonía. Pero hay que tener cuidado. Lo recomendable es realizar un entrenamiento liviano y a baja intensidad.

En lo posible evitar las primeras horas de la mañana para esquivar automovilistas. Estamos seguros como nos comportamos nosotros en las fiestas, pero no tenemos control sobre los demás. La mejor opción son lugares cerrados (circuitos de ciclismo). En el caso de las piscinas o gimnasios, asegurate que estén abiertos.

Si optas por la bici, no olvides de llevar repuestos. Suele encontrase mucha suciedad en el asfalto que nos puede complicar nuestro entrenamiento. Tener a mano el celular nos puede ayudar por cualquier tipo de emergencia que pueda surgir. En lo posible, entrenar en grupo y con ropa visible.

Disfrutemos de las fiestas con nuestra premisa “EL SECRETO DEL EXITO ES BUSCAR EL MEJOR EQUILIBRIO” para optimizar los resultados.

José Ghergo
Deportólogo / Triatleta
Tel: 4 773-3066

Periodista deportivo especializado en natación, ciclismo, atletismo y triatlón. Fotógrafo y Productor de TV. @mlagattina
X

Send this to a friend