Ciclismo, Destacados, Noticias

[CICLISMO] Sin chicas en el podio en el Tour de Francia y el riesgo de un rebrote de COVID 19

Una de las costumbres más famosas del Tour de Francia terminará este año cuando finalice el ritual del podio posterior a la carrera en el que el ganador está rodeado por dos mujeres jóvenes y atractivas.

En cambio, los organizadores dijeron el miércoles que solo habrá una anfitriona en un lado del ciclista que celebra con un anfitrión masculino en el otro cuando el Tour 2020 comience en Niza el 29 de agosto.

“Solías ver al campeón rodeado de dos azafatas, con cinco funcionarios electos de un lado y cinco representantes de los patrocinadores del otro”, dijo el director de carrera, Christian Prudhomme. “Ahora será diferente con un solo funcionario electo y un representante de los patrocinadores del maillot amarillo, además de una anfitriona y un anfitrión por primera vez”, explicó. “Sí, es nuevo, pero ya lo hemos estado haciendo en otras carreras durante 20 años como en Liege-Bastogne-Liege”, agregó.

La presencia de mujeres jóvenes atractivas en los podios deportivos fueron un tema de discordia en los últimos años y muchos la condenan por sexista. A tal punto que numerosas competencias, como la Vuelta España, ha retirado a las mujeres del podio desde hace dos años.

En 2018, la Fórmula Uno puso fin a las ‘chicas de la parrilla’ que siempre habían estado presentes en el inicio de los grandes premios del campeonato mundial.

El año pasado, una petición que contenía cerca de 38.000 firmas objetó el uso de chicas del podio en el Tour de Francia con activistas que protestaban “las mujeres no son objetos ni recompensas”.

A pesar del cambio en el Tour, Prudhomme no dijo si continuaría o no la tradición de que cada anfitriona diera un beso a los ciclistas.

Sin embargo, los protocolos de salud actuales requeridos durante la pandemia de coronavirus marcarán el final de tal familiaridad.

ALERTA POR UN REBROTE DE CONTAGIOS DE COVID 19

El Tour de Francia se retrasó para agosto / septiembre desde su tradicional fecha de julio, debido a la pandemia.

Las preocupaciones por la salud siguen siendo primordiales antes del Tour, que finaliza en París el 20 de septiembre. En la actualidad, Francia registra mas de 2 mil casos de COVID diarios y se estima que se viene una segunda ola de la pandemia si no se toman las medidas pertinentes. 

La competencia es conocida en el mundo dado a que miles de fanáticos se agolpan al costado de la ruta para acompañar el paso del peloton durante las tres semanas de competencia.

El miércoles, Prudhomme hizo un llamado a los espectadores para que usen máscaras protectoras cuando se congreguen al costado de la carretera o en lo alto de las etapas de montaña.

“Para los espectadores, en el camino, no hay duda. El sentido común indica que hay que usar una máscara, incluso si la obligación formal de hacerlo depende de los prefectos de los 32 departamentos cruzados”, dijo Prudhomme.

El uso de una máscara en público no es obligatorio en todas las áreas del país. Durante los diversos eventos ciclistas del verano que pudieron llevarse a cabo, muchos ciclistas expresaron regularmente sus preocupaciones sobre el tema. Incluso el Team Ineos presento una protesta a los organizadores del Tour de Occitania, por la falta de medidas de seguridad. 

“La gente no se da cuenta de que cuando vienen a gritar a 40 centímetros para animarnos, hay un riesgo”, dijo el ciclista Julien Bernard del equipo Trek.

El peor escenario para los organizadores sería que un caso de Covid-19 se propague en el pelotón. Por tal motivo, la organización preveé una batería de medidas que permita crear una burbuja de seguridad.  

La presentación de los equipos, el 27 de agosto en Niza, contará con la presencia de un máximo de 1.750 personas sentadas, cifra que podrá ser revisada a la baja en función de la evolución de la crisis sanitaria.

Una ‘celda’ de Covid de 15 personas estará de servicio durante toda la competencia, en conjunto con las agencias regionales de salud.

Un laboratorio de testeo móvil estará presente durante todo el Tour, “cuyos resultados se conocerán en un plazo máximo de dos horas”.

Los ciclistas serán sometidos en particular a dos pruebas antes del inicio de la carrera, así como cada día de descanso.

Se colocarán ‘burbujas’, unidades de bioseguridad, para los equipos y los organizadores, para evitar el contacto con extraños tanto como sea posible.

También habrá una reducción en los números asociados con el Tour: ciclistas, equipos, patrocinadores, organizadores. Habitualmente hay alrededor de 5.000 personas; este año, estará en la región de 3.000.

Los comentaristas de televisión permanecerán en París y quienes retrasmiten el evento enviaran equipos reducidos de trabajo, todos ellos provenientes desde europa. Por las restricciones vigentes no viajaran equipos desde el continente americano, especialmente de Colombia, para seguir a sus corredores.

El acceso a los estacionamientos de autobuses del equipo está prohibido a los medios de comunicación y se limita a los miembros de la ‘burbuja’ únicamente.

Periodista deportivo especializado en natación, ciclismo, atletismo y triatlón. Fotógrafo y Productor de TV. @mlagattina

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

X

Send this to a friend